Fabiola se carga de medicinas y se va a entregarlas casa por casa

Funcionaria y otros cuatro compañeros visitan 260 hogares por día para dejar medicamentos.

Llevar sobre sus hombros las medicinas de cientos de costarricenses es parte de la cotidianidad de Fabiola Fallas Murillo, de 24 años, vecina de Los Ángeles de Santo Domingo de Heredia y funcionaria del área de salud Tibás-Uruca-Merced.

Esta trabajadora de la salud, y sus cuatro compañeros, salen todos los días a entregar medicamentos a domicilio a pacientes que están dentro de los grupos de riesgo y que podrían complicarse si se enferman de covid-19.

Fabiola es práctica y dinámica, y sobresale entre su grupo de trabajo porque, aparte de ser la única mujer, se las ingenia para resguardar las medicinas que lleva hasta las manos de los pacientes adscritos a la clínica Clorito Picado en Cinco Esquinas de Tibás.

“Cada uno tiene su manera de trabajar. Yo me aseguro de que los medicamento vayan bien seguros, que tengan poco contacto con la luz y me gusta entregar las bolsitas, que contienen los fármacos, limpias, sin arrugas y como si fuera un regalo” dijo la joven trabajadora.

Tanto Fabiola como sus compañeros; Jeffry Gamboa Vega, Alonso Torres Villalobos, Rigoberto Córdoba Mena y el doctor Eduardo Achío Artavia, quien atiende casos especiales que requieren psicotrópicos, visitan 260 casas diarias, en promedio, en distintas comunidades. Un carro institucional o de la Municipalidad de Tibás lleva a Fabiola y sus compañeros a distintos lugares de la Uruca, Cinco Esquinas y La Merced.

“Las medicinas que llevo yo las cuido como si cargara un bolso lleno de joyas, pero me pongo a pensar y llego a la conclusión de que sobre mis hombros llevo salud y bienestar para muchas personas y me digo a mí misma: Fabiola vas cargada de tesoros” explicó Fabiola.

La joven, quien es técnica de farmacia, sale de la clínica en carro, pero muchas veces ella y sus compañeros deben caminar porque los vehículos no llegan hasta los hogares de los pacientes.

Entre las comunidades que le toca visitar a Fabiola están: Uruca Centro, La Peregrina, Cuatro Reinas, El Rey, Copey y otros puntos de Cinco Esquinas de Tibás.

Para la doctora Tania Hanson Austin, jefa del servicio de Farmacia de la Clínica Clorito Picado, esta experiencia de llegar hasta las casas de los pacientes los acerca más a la comunidad y les da la oportunidad de hacerse sentir más entre ellos.

“Estas entregas a domicilio nos permite apoyar más a las personas en esta situación de pandemia. Llevarle medicinas a los hipertensos, diabéticos, cardiópatas, adultos mayores y otras personas que están dentro del grupo de riesgo nos deja grandes satisfacciones porque estamos evitando que ellos tengan salidas innecesarias de sus casas y nos da seguridad a todas las personas involucradas” destacó la doctora Hanson

Estimaciones del área de salud Tibás-Uruca-Merced evidencian que unos 4 500 usuarios se benefician cada mes con la entrega de medicamentos a domicilio.

“Estamos hablando que personas adscritas a nueve sedes de ebáis y de distintas especialidades que se benefician con esta estrategia que se realiza actualmente en 74 establecimientos de salud de la Caja en todo país” mencionó el doctor Carlos Alberto Solano Salas, director del área de salud.

Según el doctor Esteban Vega De la O, coordinador de servicios farmacéuticos de la CCSS, esta iniciativa ha logrado extender de la misma manera, la entrega a domicilio de lentes elaborados por el Laboratorio Óptico, audífonos adquiridos para los pacientes atendidos en otorrinolaringología del hospital Calderón Guardia y sueros de diálisis peritoneal a pacientes de Guanacaste.

“Estos esfuerzos interinstitucionales y con la empresa privada logran desarrollar proyectos innovadores en beneficio de los principales grupos de riesgo, en donde la adaptabilidad a las condiciones actuales y el esfuerzo de los servicios de Farmacia de la CCSS permite llevar hasta los hogares de los pacientes el tratamiento para el control de sus enfermedades crónicas” mencionó el doctor Vega De la O.

Si usted es una de las personas que recibe los medicamentos a domicilio en cualquier punto del país es importante que conozca que detrás de la gestión de ese beneficio hay toda una logística donde interviene el trabajo de muchas manos y rostros humanos de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS). Y si se topa con Fabiola reconozca que sobre sus hombros estuvo los medicamentos que hoy le dan bienestar.

Si usted es parte de la población adulta mayor o es una persona con alguna enfermedad crónica llame al 905-MI SALUD opción 4 para saber si pueden llegarle sus medicinas hasta la casa.

Compartir nota:

Somos la Caja: una institución comprometida con el buen trato.