Caja Costarricense de Seguro Social

Blog

CCSS considera un hito de salud la convocatoria del fútbol de Primera División en horarios de menor riesgo



  José Mairena Morera       Ene 26, 2015  |  03:26 PM      2883   Cáncer

Lspan style="font-size: 12.1599998474121px; line-height: 1.3em;">La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) felicita a las autoridades deportivas, a los equipos de fútbol y a las televisoras por la convocatoria de los partidos de primera división fuera del horario de restricción solar, con el fin de proteger a jugadores y aficionados de la sobreexposición de dañinos rayos ultravioleta.


 



La Dra. María del Rocío Sáenz, presidente ejecutiva de la institución, asegura que “se siente muy complacida del compromiso de salud hecho por el futbol” y manifestó que “esta actitud de autocuidado debe animar a la población, en general, a seguir el ejemplo de tener actividad física para estar saludables, sin olvidar protegerse de los daños de la radiación ultravioleta.”


 


Según la jerarca, “este hecho marca un hito de salud en las actividades masivas del país que debería ser replicado por todas las organizaciones que hacen convocatorias al aire libre”. Y si, por alguna razón, no es posible evitar estar en el sol durante esas horas, sería conveniente dar aviso sobre el índice de radiación para que las personas recuerden las medidas de protección necesarias.


 


Y esa protección es cada vez más necesaria. El cáncer de piel es el más común de los cánceres en el país: 26 de cada cien hombres con cáncer tienen de piel y 22 de cada cien mujeres con cáncer tienen de piel. Según los datos del Registro Nacional de Tumores, analizados por expertos de la CCSS, cada día se presentan seis nuevos casos y,  cada mes, fallecen seis personas.


 


La CCSS realiza desde hace varios años un esfuerzo informativo para que las personas reconozcan el riesgo de la sobreexposición al sol y tomen medidas de precaución.


 


PROTECCIÓN CADA DÍA


 


Lo ideal sería usar sombrero de ala ancha, como hacían los abuelos, pero mientras introducimos esa práctica, se puede usar una gorra de visera larga, para que cubra el rostro, con una falda trasera para que cubra el cuello y los lados.


 


Las personas reportan un proceso de adaptación en el cual el uso de esas prendas les incomodan un poco; sin embargo, tras varios días  de uso, se incorpora a la vestimenta sin problemas, reportando incluso que “ni se siente” y que sí reconocen los beneficios de tener una piel más saludable.


 


Otro punto importante es que cuanto más blanca sea la piel de la persona tiene mayor riesgo, pero las personas morenas o negras tienen también necesidad de protección. Todas las personas deben protegerse para evitar el riesgo de cáncer a largo plazo. 


 


La radiación ultravioleta cae perpendicular sobre la piel descubierta entre las 10:00 a.m. y las 2:00 p.m. y provoca un efecto dañino invisible a simple vista que, al irse acumulando, conduce al envejecimiento prematuro de la piel, lesiones de diverso tipo y riesgo aumentado de llegar a tener cáncer de piel.


 


Es por eso que los expertos dermatólogos piden a la población mantenerse a la sombra en las horas que la campaña de comunicación de la CCSS llama de “restricción solar” para que las personas recuerden la urgencia de protegerse de los efectos dañinos de la luz ultravioleta en las horas de mayor riesgo.


 


La primera barrera de protección es la física; es decir, el sombrero, las mangas largas y el pantalón largo. La crema de filtro solar es apenas un complemento. Ayuda en el caso de evitar quemaduras, pero no está todavía demostrado su efecto en la reducción del cáncer de piel. Por lo tanto, es necesario hacer énfasis en la protección por barrera física: poner una pantalla entre el sol y nuestra piel cuando estamos en el trabajo.


 


ACCIONES PREVENTIVAS RECOMENDADAS:


 


•Evite la exposición directa al sol, sobre todo entre las 10 de la mañana y las 2 de la tarde, incluyendo los días nublados.


•Use ropa y accesorios como barrera física. Cubra su piel con camisas de manga larga, pantalones largos, sombreros de ala ancha y anteojos oscuros.


•No exponga a los niños al sol.


•Use filtro solar. Use diariamente filtro solar factor 30, de amplio espectro (contra UVB y UVA). Aplíquelo 20 minutos antes de salir al sol y  vuelva a aplicarlo cada dos horas o más seguido si está nadando o sudando.  Se recomienda que los protectores solares se utilicen para complementar, no sustituir, los métodos físicos de protección contra los rayos UV. Según los expertos, hay varios estudios concluyen que el uso de protector solar no parece disminuir la aparición de cáncer de piel es por eso que la primera barrera debe ser la física y el uso del bloqueador es solo medida complementaria.