Caja Costarricense de Seguro Social

Blog

Hospital Calderón Guardia implementa Programa de Terapia Ambulatoria Parenteral



  Rita Henry Astua       Ene 10, 2019  |  06:19 PM      587   Hospitales

El hospital  Rafael Ángel Calderón Guardia implementó un  Programa de Terapia Ambulatoria Parenteral (TAPA), con la finalidad de agilizar el  manejo de pacientes que no requieran estancia hospitalaria para la aplicación de un tratamiento intravenoso y que se beneficien de un protocolo establecido y definido para el uso ambulatorio de estos tratamientos.

En otras latitudes, estos programas son absolutamente funcionales y se establecen como parte de los objetivos de un Hospital de Día, en donde la permanencia de los usuarios del sistema de salud en esta modalidad, genera un impacto no solo en los pacientes como tales permitiendo la recuperación en sus casas con sus seres queridos entre otros beneficios, sino también en el uso de los recursos hospitalarios, la comunidad, las familias y los cuidadores.

En nuestro país estos sistemas de atención médica de tercer nivel, tales como: el Hospital de Día de Alajuela, Heredia, Max Peralta y en vías de desarrollo Tony Facio, el CAIS de Siquirres, Monseñor Sanabria,  han permitido que el paciente tenga la posibilidad de un  manejo por parte de los profesionales en forma ambulatoria, sin dejar de lado la calidad en los servicios, la atención oportuna y directa de equipos interdisciplinarios y de especialistas y el adecuado soporte dentro del marco hospitalario pero en un escenario muy diferente a la hospitalización.

La optimización de los recursos, la disminución de los costos y el manejo en conjunto de los pacientes que están bajo esta modalidad, no solo contribuyen a mejorar la fluidez del sistema de salud, sino que también inciden con gran impacto en muchos otros aspectos, a saber: uso racional y adecuado de medicamentos, supervisión continua de los pacientes, funcionalidad y agilidad en la atención, reducción del riesgo global y, sobre todo, de la exposición a infecciones intrahospitalarias, además, del impacto familiar y comunitario que genera en el paciente el manejo bajo esta metodología.

La coordinadora de este programa, la doctora María Rodríguez Fernández, jefa del servicio de Geriatría, comentó que este proyecto nació en el servicio de Geriatría, con el objetivo de administrar tratamiento antibiótico intravenoso a pacientes estables que se encontraban hospitalizados, sin embargo, no es hasta  junio del 2018, que por coordinación del doctor Carlos Araya, médico de Familia y la doctora Rodríguez, médica geriatra, reactivan este proyecto, como parte del interés de dicho servicio y de Infectología con el apoyo de las autoridades hospitalarias.

Al implementar este proyecto se promueve la salida temprana de pacientes hospitalizados completando terapia antibiótica, y que cumplan criterios específicos, lo cual disminuye  el tiempo de estancia hospitalaria y permite optimizar el uso de los recursos para la atención de más pacientes al mes disminuyendo los tiempos de espera.

En los 6 meses de implementación del programa se han modificado  sus funciones del mismo permitiendo ampliar el alcance y objetivos dándole soporte a pacientes de los servicios de:

  • Terapia nutricional parenteral.
  • Transfusiones sanguíneas o similares.
  • Tratamientos de maduración fetal referidos de Obstetricia.
  • Tratamientos inmunoreguladores de Reumatología como de Neurología.
  • Pacientes de los Servicios de Emergencias, Hospitalizados y cirugías.
  •  Para aplicación de tratamientos con antimicrobianos como los ya mencionados.

Según estadísticas proporcionadas por los encargados del programa, en el primer trimestre de funcionamiento se realizaron 871 valoraciones médica, se aplicaron 951 tratamientos, fueron atendidos en promedio 100 pacientes nuevos con una edad promedio de 47 años para la aplicación de un tratamiento de aproximadamente 5 días, de estos el 29 % fueron remitidos del Servicio de Consulta Externa un 16% de hospitalización y un 55% del Servicio de Emergencia, , siendo las patologías más atendidas infecciones del tracto urinario con un 41% e infecciones de tejidos blandos un 17%  

El  impacto de este programa es muy significativo para la institución ya que se da la liberación de una cama de un paciente que pudiera estar internado por cuatro días con un tratamiento antibiótico e siendo que con este programa se le ahorro a la institución un aproximado de ¢262.6millones en internamientos en el tiempo de funcionamiento.

Un punto importante de resaltar es que el paciente incorporado al programa TAPA se mantiene dentro del sistema de hospitalización, solo que de manera ambulatoria,  esto implica un seguimiento estricto de la aplicación de su medicación por parte del equipo médico, farmacia y de enfermería, y al mismo tiempo cuenta con el beneficio en la rapidez de los estudios e interconsultas de un paciente hospitalizado.

El paciente será dado de alta por parte de los médicos tratantes del servicio donde se encuentra hospitalizado y será asumido por el equipo TAPA para la continuación del esquema de tratamiento, apegándose a los criterios de ingreso y recibiendo el seguimiento oportuno por el servicio que inicio la atención o del cual corresponda.

El doctor Taciano Lemos Pires, director general del hospital, manifestó que la importancia de este programa radica en el trabajo en equipo en donde se incluye al paciente y  familiares quienes firmarán un consentimiento informado haciéndose responsables por el cumplimiento de los lineamientos establecidos para formar parte del programa, comprometiéndose al traslado del paciente en los horarios establecidos para la aplicación de los medicamentos intravenosos y cumpliendo con las dosis prescritas.

Adicionalmente, el equipo de trabajo del hospital que está conformado por un médico especialista, quien supervisa la dinámica diaria, un médico general, una enfermera, un auxiliar de enfermería y un asistente de pacientes se mantienen en  todo momento vigilantes de la aplicación del medicamento, la posibilidad de generar reacciones adversas y el estado general del paciente. 

Cuenta con un horario de atención de lunes a viernes de 6 de la mañana a 10 de la tarde con la posibilidad de ampliarlo a sábados y domingos a mediano plazo.

Según los expertos existen un sin número de estudios clínicos que evidencian una mejor evolución del paciente en su condición de salud, al encontrarse en su medio domiciliar y con el apoyo de la red familia, aunado a esto se da el beneficio de mantenerse dentro de la comodidad de su residencia y continuar con sus hábitos diarios de vida.

A futuro la proyección del programa implica la extensión hacia el medio domiciliar, donde un equipo del Hospital se trasladará hasta la residencia del paciente y se le aplican las terapias indicadas sin requerir desplazarse dicha dinámica contemplará el impacto de poblaciones con limitaciones para la movilidad, encamamientos prolongados, adultos mayores con síndromes demenciales o de inmovilización, ulceras por presión, entre otras.